Sangre nueva

por | Sep 6, 2013 | Doctrina, Hombres rudos, Música

Opinión por Barbanegra
Pescador, mecánico, y hombre barbudo.

A veces un hombre tiene momentos de introspección, luego de volver de la cacería, mientras le saca la piel al cocodrilo que trató de comerse tu brazo momentos antes. El pensamiento, como sabrán, no es monopolio de los putos hipsters. En una de esas ocasiones, me puse a pensar que la música que reseñamos en esta cagada de blog es de viejo cincuentón, o de cuarentón en segundo aire, salvo la excepción de los puteros de Airbourne.

Tal vez sea que la música rock más de puta madre se hizo por bandas formadas entre 1967 y 1997, partiendo por Led Zeppelin y The Who. Tal vez sea porque somos unos pajeros que no nos damos el trabajo de buscar y buscar, en los confines más oscuros y hediondos a culo de aquel mundillo llamado rock, o quizás sea porque lo que vende hoy, desde hace algún tiempo, son las bandas de imbéciles depresivos y llorones, cada cual con nombre más raro y que mientras más desconocida, más exitosa es.

No sé, hueón. Me indigna las pelotas que salvo Airbourne, hoy 2013, no existan pendejos culiados que quieran tocar música de hombre. O que sí la están tocando, no sepamos porque hoy en día más vende Mumford & Sons. Puta madre! Si Lemmy Kilmister, Ozzy Osbourne y cuanto otro hueón bacán ya están para geriátrico. Dickinson, Hetfield y Mustaine ya son cincuentones.

Se los dice un viejo de mierda que quiere ver un mundo mejor, donde ser hombre sea motivo de orgullo y no tener que esconderse por temor a ser vilipendiado.